martes, 30 de diciembre de 2014

Cheesecake de chocolate blanco y arándanos

Foto: Pilar Larralde Armas


Un postre super fresco y fácil de hacer, ideal para estos calores y para esta época del año en que queremos hacer un postre para Navidad (que ya pasó) o para Fin de Año, cuando estamos corriendo preparando la comida, y lo que más necesitamos es un postre rico, pero ligero, para después de la gran comilona! jaja.
Esta versión del cheesecake es la que no se hornea -se imaginan un horno prendido durante una hora o más con estas temperaturas???-, por lo que es mucho más fácil de hacer, pero lleva varias horas en el freezer y luego en la heladera, asique mi recomendación es que lo hagan hoy. Vamos, que toavía están a tiempo!!



Foto: Pilar Larralde Armas

Cheesecake de chocolate blanco y arándanos

Para la base:
170 grs. de galletitas
100 grs. de manteca (mantequilla) 
2 cucharadas de miel

-Encender el horno a 180|c.
-Enmantecar los bordes de un molde de 23 centímetros de diámetro y cubrirlos con papel manteca. Reservar.
-Derretir la manteca (mantequilla) junto con la miel. Reservar.
-Procesar las galletitas y mezclarlas con la preparación anterior.
-Poner toda la mezcla en la base del molde y presionar con una cuchara, emparejando sobre toda la superficie. Hornear 10 minutos, retirar del horno y dejar enfriar por completo.

Para el relleno:
600 grs, de queso crema
250 grs. de crema de leche
crema pastelera*
400 grs. de chocolate blanco derretido (teniendo mucho cuidado de que no se queme, el chocolate blanco es muy delicado)
10 grs. de gelatina sin sabor
50 c.c. de agua tibia

2 cajitas de arándanos mezcladas con 2 cucharadas colmadas de azúcar

-Mezclar el queso crema con la crema de la leche, la crema pastelera y el chocolate blanco con una batidora hasta unir todo muy bien; hidratar la gelatina en el agua, e incorporarla a la preparación anterior, mezclando muy bien. Poner la preparación sobre la base de las galletitas ya cocidas. Envolver el molde en papel film y llevarlo al freezer hasta que se endurezca bien. Una vez realizado este paso, desmoldar el cheesecake sobre una fuente (aquí tienen un video que les servirá de ayuda) y llevarlo a la heladera hasta el momento de servir, teniendo en cuenta de que el postre en ese punto no debe estar congelado, y tampoco debe congelarse de nuevo una vez descongelado, por el tema de las bacterias.
-Al momento de servir, distribuir los arándanos con el azúcar sobre el cheesecake.

*Crema pastelera:
250 c.c. de leche
2 yemas de huevo
grs. de azúcar
21 grs. de fécula de maíz (maizena)

-Poner la leche en una ollita sobre el fuego y dejar hervír.
-Mientras tanto, en un bowl mezclar las yemas con el azúcar y la maizena.
-Una vez que la leche hirvió, agregarla a la mezcla de huevos sin dejar de mezclar. Pasar la preparación a una olla a fuego medio y mezclar constantemente hasta espesar. Apagar el fuego y dejar enfriar hasta utiizar.

lunes, 22 de diciembre de 2014

Pie de durazno


Foto: Pilar Larralde Armas

No debe haber un postre más tradional en Estados Unidos que un pie. En películas, series, hasta dibujos animados, aparece esta deliciosa tarta de frutas de estación con dos capas de masa, siempre a un lado de la ventana, esperando que se entibie lo suficiente como para poder comerla. Podría decír que el pie más clásico es el de manzana, pero obviamente hay recetas y variaciones para poder disfrutarlo con la fruta que más te guste.

Foto: Pilar Larralde Armas

Como la ¨familia¨ de los duraznos -entre ellos damascos, pelones...- abundan en las verdulerias/fruterías estos días, es que me entraron las ganas de hacer un pie, esta vez de duraznos. Un postre bien veraniego. Y servido con un poco de helado, la locura!

Foto: Pilar Larralde Armas
Foto: Pilar Larralde Armas

Pie de durazno
(Fuente: blog The Smitten Kitchen )

rinde 6 porciones aproximadamente, en una tartera de 23 cm. de diámetro

Para la masa:
225 grs. de manteca (mantequilla) bien fría, cortada en cubos
15 grs. de azúcar
1 cucharadita de sal
315 grs. de harina 0000
agua helada, c/n

-Procesar todos los ingredientes e ir agregando el agua helada si la masa la necesita, hasta formar un bollo. 
-Dividir el bollo en dos, cubrirlos con papel film y llevarlos a la heladera por 30 minutos. 

Para el relleno:
1,500 kgr. de duraznos
1 cucharada de jugo de limón
70 grs. de azúcar
50 grs. de azúcar orgánica (como los duraznos que compré eran un poco ácidos, le hubiera agregado un poco más de azúcar; unos 140 grs. de azúcar común + 50 grs. de azúcar orgánica hubiera estado perfecto)
45 grs. de fécula de maíz (maizena)
1/4 cucharadita de canela
1 pizca de nuez moscada

-Primero que nada, hay que pelar los duraznos: para ello realizaremos el mismo procedimiento que cuando pelamos los tomates para hacer salsa: En una olla grande poner agua a hervir, una vez que llegó su punto colocar los duraznos (previamente hacer dos tajos en forma de cruz en la punta de cada uno) en el agua hirviendo y contar 20 segundos, luego ponerlos en una olla con agua fría e ir pelándolos y cortándolos por la mitad para quitarles el carozo, luego a cada mitad cortarla en tres gajos e ir poniéndolos en un bowl con el jugo de limón.
-Agregar los demás ingredientes y mezclar suavemente con una espátula.

Para armar la tarta:
leche, c/n
azúcar, c/n

-Encender el horno a 200ºc.
-Retirar de la heladera, estirar uno de los bollos y forrar una tartera de 22/23 centímetros de diámetro, cubrir con el relleno, estirar el otro bollo y cubrir la tartera; pincelar con leche y espolvorear con azúcar. 
-Poner el pie sobre una bandeja no muy grande para horno (esto es necesario porque el el relleno del pie va a burbujear en el horno y no queremos que se ensucie). Llevar al horno por 20 minutos, bajar la temperatura a 170ºc y hornear unos 30/40 minutos más aproximadamente, hasta que la masa esté dorada y el relleno burbujeante. 
-Retirar del horno y enfriar 3 horas antes de servir el pie (lo podés terminar de enfriar una vez tibio, en la heladera, para que quede más firme). Queda buenísimo servido con helado!

martes, 9 de diciembre de 2014

Helado de durazno y miel

Foto: Pilar Larralde Armas

Ahora que llegó el verano con sus días soleados nos encontramos con unas frutas de estación que en otras épocas no conseguimos, como por ejemplo unos deliciosos duraznos, cuando fui a la verdulería y los vi tuve que comprar un par de kilos para preparar algun postre, enseguida se me ocurrieron varias ideas pero en el ¨top list¨ estaba el de hacer un helado casero. Es muy fácil de hacer y no si no tenés una máquina para hacer helados no hay ningún problema, les doy las instrucciones para preparalo de las dos formas y les va a salir un helado super cremoso. Además esta receta tiene un plus, el agregado de miel que le da un toque perfecto.


Helado de durazno y miel
(Fuente: Dorie Greenspan. Baking. From my home to yours)

1,500 grs. de duraznos
200 grs. de miel
200 grs. de azúcar
500 c.c. de leche
500 c.c. de crema de leche
6 yemas de huevo
2 cucharaditas de escencia de vainilla

Día 1
-Poner 1 kgr. de duraznos en agua hirviendo y esperar 10 minutos, retirarlos con una espumadera y colocarlos en una olla con agua fría; pelarlos, cortarlos por la mitad, quitarles el carozo y cortarlos groseramente. Ponerlos en una cacerola junto con la miel y cocinar hasta que los duraznos estén levemente tiernos, retirar del fuego, licuar y reservar.
-Poner a hervir la leche, la crema y el azúcar juntos. Retirar del fuego, y sin dejar de mezclar con un batidor de alambre ir agregando las yemas de a una por vez. Por último -sin dejar de mezclar-, incorporar la escencia de vainilla y el puré de duraznos y miel.
-Llevar a baño de María sin dejar de mezclar -esta vez con una espátula- hasta que la preparación espese, teniendo mucho cuidado de que no hierva, sino se cortará, alrededor de 10-15 minutos; ustedes notarán que la preparación cambiará de consistencia. Apagar el fuego, dejar enfriar a temperatura ambiente y llevar a la heladera unas horas, lo ideal es toda la noche. 

Día 2
-Poner la preparación en la máquina para hacer helados y seguir las instrucciones del fabricante. Si no tenés heladora, no te preocupes! simplemente poné el helado en un recipiente de plástico tapado, llevalo al freezer y cada 30 minutos mezclalo hasta que adquiera la textura deseada.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...