lunes, 27 de abril de 2015

Torta invertida de membrillo

Foto:Pilar Larrade Armas


Sucede algo curioso con los membrillos en Argentina, o por lo menos me resulta curioso a mí: el dulce de esta fruta es sumamente popular y se consigue en todos lados durante todo el año, mayormente utilizado para hacer la clásica (y deliciosa) pastafrola, pero el membrillo, la fruta en sí, la encontramos durante un breve tiempo durante lo meses frescos, y si es que la conseguimos... Asique me puse muy contenta cuando al ir a la verdulería de mi barrio ví estos hermosos membrillos, que tengo que confesar, nunca antes los había comido así en fruta entera, sino en su forma de dulce.

Foto: Pilar Larralde Armas

Foto: Pilar Larralde Armas

En realidad no sabía muy bien qué iba a preparar con esta fruta pero tenia que aprovechar y comprarla. Asique pensando un poco enseguida se me ocurrió hacer la también clásica torta invertida, pero esta vez con membrillos.

Foto: Pilar Larralde Armas

El membrillo es muy duro como para comerlo asi sin más, por lo que se suele cocinarlo con azúcar como para hacer justamente el tan utilizado dulce de  membrillo. En este caso, cociné los membrillos (esta receta necesita sólo dos) en almíbar hasta que estén tiernos y caramelizados, para luego cubrirlos dentro del molde con la masa de la torta. 
Un clásico revisionado. Y una delicia total.


Foto:Pilar Larralde Armas

Torta invertida de membrillo
(ligeramente adaptado a partir de una receta del blog DIG)

Para la cocción y caramelización de los membrillos:
2 membrillos
75 grs. de manteca (mantequilla)
65 grs. de azúcar
ralladura y jugo de 2 naranjas

-Pelar los membrillos, cortarlos en cuartos y luego quitarles el centro, por último, cortar por la mitad los cuartos.
-Poner en una cacerola a fuego medio la manteca (mantequilla) con el azúcar y el jugo y ralladura de naranja. Esperar que se disuelva la manteca, mezclar y poner los membrillos. Cocinar unos 15 minutos, darlos vuelta y cocina otros 15 minutos aproximadamente, hasta que el azúcar se torne de un color marrón claro y halla caramelizado, teniendo cuidado de que los membrillos no se quemen. Disponer los membrillos sobre una molde redondo de 23 cm. de diámetro previamente enmantecado y enharinado, y encima esparcir el caramelo. Reservar.

Para la torta:
75 grs. de manteca (mantequilla) blanda
235 grs. de azúcar
2 huevos grandes
175 grs. de harina leudante
1/2 cucharadita de canela
2 cucharadas de yogur griego/crema/leche

-Encender el horno a 180°c.
-Batir la manteca (mantequilla) blanda con el azúcar hasta formar una crema, alrededor de 5 minutos. Incorporar los huevos de a uno, sin dejar de batir entre cada adición. Agregar el yogur griego o crema o leche, la harina leudante y la canela, y mezclar bien hasta conseguír una preparación homogénea.
-Poner la preparación anterior sobre el molde con los membrillos, esparcir cuidadosamente y hornear entre 35/40 minutos, o hasta que el insertar un palillo en el centro éste salga limpio. Retirar del honro, esperar 5 minutos y poner encima del molde un plato grande o una bandeja y dar vuelta para así desmoldar la torta. Servir tibia o a temperatura ambiente.

1 comentario:

  1. Q buena idea! No es fácil trabajar/comer membrillos frescos, creo q por eso nos aferramos al dulce! Pero esta torta es una muy buena opción para aprovecharlos en temporada!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...